El exdirectivo de Odebrech, Luis Alberto de Meneses Weyll, informó que en 2010 la empresa brasileña invitió 500 mil dólares a la campaña de Javier Duarte de Ochoa al Gobierno de Veracruz.

Javier Duarte de Ochoa, negó el dicho de De Meneses Welly, pero la Fiscalía General de la República lo incluyó en su petición de captura de exdirector de Pemex, Emilio Lozoya.

En su declaración, el exdirectivo de Odebrecht explicó que la empresa es una sociedad que, a través de varias entidades operativas o filiales, concluyó negocios en múltiples industrias, incluyendo energía, ingeniería, construcción, infraestructura, químicos, servicios públicos y bienes raíces.

Así mismo confirmó: Odebrecht advirtió que Lozoya le dijo que en julio de 2010 habría elecciones estatales en Veracruz y que el entonces gobernador Fidel Herrera se encargaría de designar como su sucesor a Javier Duarte de Ochoa. «Por ello la compañía Odebrecht, con la finalidad de obtener un buen posicionamiento en el futuro gobierno para la adjudicación de contratos, aportó a la campaña de Duarte de Ochoa la cantidad de 500 mil dólares».