A través del outsourcing, se está contratando a médicos y enfermeras para que presten sus servicios.

Personal de salud mencionó que en el caso de la subrogación, el auge de los servicios médicos privados en Oaxaca tiene un impulso proveniente de los organismos públicos de salud, IMSS e ISSSTE, al subrogar millones de pesos en tratamientos especializados.

Para los sindicalizados, ello significa la privatización de los sistemas de salud.

En el caso del Hospital Regional de Alta Especialidad de Oaxaca (HRAEO), el 40 por ciento del presupuesto total con que cuenta el HRAEO se va en el pago de servicios subrogados: lavandería, limpieza, ropería, cocina, auxiliares de diagnóstico y tratamiento como laboratorio, endoscopía, anestesiología y quirófanos.

GASTA REPSS 35 MDP EN

SERVICIOS SUBROGADOS

Por poner otro ejemplo de esta práctica, el Régimen Estatal de Protección Social en Salud (REPSS-Seguro Popular) en Oaxaca gasta anualmente alrededor de 35 millones de pesos en servicios subrogados, y el 80 por ciento de la atención médica que reemplaza son partos.

De este monto, al menos 30 millones de pesos fueron para el Hospital de Especialidades.

Por un parto, se han pagado a clínicas particulares entre cinco y seis millones de pesos.

Los servicios médicos que más subrogan en Oaxaca son los  partos.

CUESTA 10 MP UN PARTO AL SECTOR SALUD

Un parto subrogado le cuesta a los Servicios de Salud de Oaxaca 10 mil pesos, contra los 25 mil que puede costar en una clínica particular.

En el IMSS, una paciente no afiliada deberá pagar 6,447 pesos, aproximadamente.

EL DATO

En 2012 la reforma laboral permitió el outsourcing.