La leyenda dice que si las escuchas es sinónimo de que va a llover, pues con su sonido atraen el agua.

En algunas zonas de Oaxaca como la Costa, Valles Centrales y la Sierra Norte forman parte de la gastronomía popular.

Es conocida como cigarra o chicharra de guamúchil, pues habita en esa especie de árboles.

Las chicharras se degustan asadas o se guisan revueltas en huevo y hojas de aguacate.

Las cigarras o chicharras son insectos de tamaño mediano a grande, de 2 a 7 cm y viven en las raíces de árboles maduros.

MANJAR PREHISPÁNICO

En esta época, en Villa Hidalgo, Yalalag la población sale a cazar chicharras para llevarlas a su mesa.

Según el chef Bun Lai, las chicharras tienen alto valor nutritivo, y se pueden comer asadas y fritas.

Por la delicadeza de su sabor, la cigarra es un insecto muy popular entre los amantes de los insectos comestibles.

Las cigarras se alimentan de savia, lo que les da un sabor único. Tienen un sabor muy parecido a las nueces.

DESDE ARISTÓTELES

Muy aficionado a este plato, Aristóteles y los griegos en general, incluso lo alaban. Para el placer de los entomófagos o para aquellos que simplemente quieren probar este insecto comestible.

Algunas personas encuentran el sabor del camarón. En cualquier caso, las opiniones coinciden en un punto: la cigarra es de un sabor exquisito.

Sin embargo, para apreciar el sabor único de este insecto comestible, se recomienda una preparación simple. Un toque de sal, cebolla y unas gotas de aceite para freír son suficientes para liberar su sabor con facilidad. Se puede comer para la cena o como aperitivo.

NUTRITIVA

Con respecto a varios problemas de alimentación, los insectos comestibles son una verdadera alternativa alimenticia. De hecho, según los especialistas, tiene una ingesta proteica más rica que la carne y los productos lácteos, los huevos y las verduras. Por lo tanto, la proteína puede alcanzar las tres cuartas partes del peso seco.

Además, como los insectos comestibles en general, la cigarra tiene solo un 16% de grasa, mientras que la carne tiene una tasa del 48%. Esto lo convierte en un excelente menú sustituto para aquellos que desean mantener la línea.

Imagen: EvOikos