Velas, inciensos, flores y ropa interior roja y amarilla forman parte de los rituales para recibir al año.

“Lo que más se demanda actualmente son amuletos para el trabajo y el dinero”, dice doña María, quien expende este tipo de artículos en la tienda “El maleficio oaxaqueño”, en el Mercado de Abasto.

Explicó que unos tres días antes del 31 de diciembre, las personas inician con la compra masiva de perfumes, limpias y demás fetiches, los cuales son preparados para recibir el nuevo año lleno de energía y buena vibra, según las creencias.

Detalló que lo que más se vende son las veladoras con semillas para ser encendidas cada día primero de mes; de igual forma, borreguitos de la abundancia. Asimismo, flores y hierbas como albahaca, romero, ruda y santa maría para las limpias.

“También nos piden sahumerios preparados con copal, mirra y romero. Además, ahora tienen gran demanda unas canastas con velas en forma de manzanas rojas para atraer el amor”.

Expuso que es el día 31 de diciembre cuando cientos de personas asisten al mercado para comprar amuletos que les sirvan para mejorar su situación económica, sentimental y de salud.

Entre los artículos esotéricos más solicitados por la gente para recibir el año están las veladoras.

La señora María enfatizó: “Se compran 12 veladoras de distintos colores donde cada una representa un mes del año y la cual debe ser prendida el primer día de cada uno de ellos. Las veladoras están adornadas con distintas semillas como lo son arroz, frijol, girasol, lenteja y trigo, para que nunca falte el alimento en el hogar. Además, representan fertilidad, prosperidad y abundancia”.