El Laboratorio anglo-sueco AstraZeneca se asoció con México y Argentina para la producción y distribución de una vacuna experimental contra la Covid-19.

El país pampero tendrá bajo sus objetivos la fabricación de la vacuna, mientras que México se ocupará del envasado, etiquetado y distribución en toda la región. Brasil queda fuera de estos planes, anunció el Presidente argentino Alberto Fernández.

AstraZeneca asegura que se podrán producir 2 mil millones de dosis de la vacuna a un precio bajo por cada una, se espera que los costos de fabricación sean compensado a través de los recursos de los gobiernos y sector privado.