Niños y niñas preparan los desfiles de primavera

Con la llegada de la primavera llegan también los festivales y desfiles en escuelas de educación preescolar, principalmente, que representan una sangría para el bolsillo familiar, pues hay que adquirir los trajes alusivos, casi todos con referencias a la flora y a personajes del mundo animal, en casas comerciales que elevan sus costos en forma considerable.

El traje más económico tiene un costo de 200 pesos. Hay de abejitas, hadas, mariposas, flores, tigre, elefante, chango y un sin fin de animalitos del bosque.

En las casas comerciales también se ofrecen pinturas, cabello sintético de colores, las varitas mágicas y hasta los zapatos.

En total, un padre de familia puede gastarse hasta 500 pesos en un traje que, por lo regular, sólo usará una vez.

En la víspera del 21 de marzo, se realizan por las principales calles del centro de la ciudad los tradicionales desfiles con motivo de la llegada de la primavera.

Cada año los padres de familia hacen un esfuerzo extraordinario para ataviar a sus hijos en edad preescolar con atuendos alusivos a la flora y fauna de esta temporada.


Con coloridos y variados disfraces alusivos a la celebración, pequeños de diferentes jardines de niños de la ciudad desfilan por las calles de la ciudad para concluir, invariablemente en el Zócalo.