Organizaciones logran cancelar línea de transmisión de la CFE

Pobladores de 18 comunidades de la zona norte del Istmo de Tehuantepec respaldados por la Unión de Comunidades Indígenas para la Zona Norte del Istmo (Ucizoni) calificaron como un “triunfo” la cancelación de la línea de transmisión de la Comisión Federal de Electricidad (CFE) planteada bajo la administración anterior.

“Para nosotros ha sido un triunfo en la medida la cancelación de este proyecto, porque es un verdadero atraco, es un proyecto financiado con recursos públicos para facilitar a inversionistas extranjeros y servir para la operatividad de megaproyectos y también a la Zona Económica Especial”, explicó Carlos Beas Torres, asesor de la Ucizoni.

Mediante una notificación publicada el pasado 25 de enero, la CFE canceló la así llamada autopista eléctrica, de Ixtepec a Yautepec. Las comunidades mostraron resistencia desde el 2016 cuando la CFE ingresó a las comunidades con la intención de arrendar tierras para este proyecto.

Los pobladores enviaron en el mes de octubre del 2018 un documento a la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) para solicitarle suspender las líneas de transmisión porque no hubo consulta indígena y se había violentado el convenio 169 de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), por lo que la CNDH en los primeros días de diciembre requirió a la Secretaria de Energía y a la CFE para que suspendiera los trabajos en esta zona.

CONTEXTO

La CFE pretendía el desarrollo del proyecto de línea de transmisión Ixtepec-El Juile en seis municipios oaxaqueños.

Campesinos indígenas manifestaron su preocupación, desde octubre de 2017, por la presencia de personal de la CFE en sus terrenos para realizar trabajos de marqueo y exploración.